Usuario registrado

Usuario: 

Clave: 

 

 

Información Cátedras dadas de alta

<atras

 

Carrera Abogacía

 
Departamento: Derecho Publico I
Asignatura: Teoría del Estado
Catedra: Beatriz Rajland

Editorial

Esta es una de las cátedras de Teoría del Estado que nuestra Facultad ofrece a los estudiantes. 

La libertad y la pluralidad de cátedras es uno de los principios de la Reforma Universitaria de 1918, iniciada en Córdoba y que influenciara a toda la región latinoamericana. Es por eso positivo contar con esa posibilidad en nuestra Facultad. La pluralidad asegura que cada cátedra puede sustentar ideas diferenciadas, utilizar distinta bibiografía acerca de un mismo objeto de estudio y esas diferencias pueden ser más o menos profundas, pero siempre serán fructíferas porque permite hasta cierto punto “optar” por la más afín o quizás la menos conocida y por eso a veces la que despierta mayor “curiosidad” a nuestros estudiantes.

Esto no significa que todas las cátedras debamos cumplimentar lo que se conocen como “contenidos mínimos” de una materia, lo que asegura que ciertos contenidos sean tratados por todos aunque puedan estar orientados desde diversos posicionamientos.

Solemos decir al inicio de clases que no hay objetividad absoluta en la enunciación de los temas que se aborden y particularmente ello es así en lo referido a las ciencias sociales, pero no sólo a ellas. Todas las personas tenemos actitudes, posiciones, opiniones ante el conjunto de las cosas, la profesionalidad en alguna especialidad puede hacer que unos conozcan más que otros sobre determinada cuestión. Esto es lo que forma la subjetividad y no podemos despojarnos de la misma, simplemente porque lo enunciemos e incluso aunque tengamos la mejor de las intenciones al respecto. Todo lo que hacemos y decimos está teñido por tanto de subjetividad, eso hace a nuestra propia identidad y los profesores no somos una excepción. Por tanto, las promesas de objetividad son eso, simples promesas. Prefiero entonces, afirmar lisa y llanamente que no hay objetividad, salvo la de explicitar desde qué posición epistemológica se habla y el de ser amplio en la diversidad de información y de autores. Lo que si hay, debe haber y debe extremarse el cuidado en ello es respeto a todas las ideologías y posicionamientos que no sean lesivos de los principios básicos de los derechos humanos. Lo que si hay que impulsar es el debate abierto, sin preconceptos, fundamentado, ajenos a la “verdad única”. La diversidad contribuye, creemos, a la formación de un pensamiento crítico al que aspiramos y dentro del cual nos ubicamos y también confiere la posibilidad de elegir desde la reflexión.

En nuestra labor de enseñanza nos ha preocupado aportar a la superación del esquematismo del “manual”, propenso a presentar las teorías siempre mediatizadas por explicaciones que, so pretexto de sistematicidad, no hacen otra cosa que reflejar el particular punto de vista del autor, aplanando teorías y categorías en aras de la simplicidad didáctica.

Nuestra idea ha sido, entonces, la de acudir en la bibliografía, directamente al pensamiento de algunos de los principales autores de los temas que tratamos en el programa, actualizando permanentemente con publicaciones contemporáneas, sin descuidar el uso de los autores clásicos.

El Estado en las últimas décadas, ha sido uno de los objetos centrales de discusión, tomado desde distintos puntos de vista: para defender y ampliar su “rol” en la vida social, o para postular su “disminución” en aras de posiciones críticas. Mientras que desde otros puntos de vista, que preferimos, se impugnan estas discusiones, para poner mayor atención en la caracterización del Estado, en determinar de qué relaciones sociales es portador.

Sea que predominen los fundamentos metafísicos o éticos para explicar la existencia y continuidad del Estado, la verdad es que todo pensamiento teórico de peso tiende a conectar con una práctica política, con el propósito de mantener y ampliar el poder existente, o bien destruirlo para erigir uno nuevo.

De esto y de varias cosas más nos ocupamos de tratar de transmitir e interactuar desde esta cátedra.

Al inaugurar este Portal,  pretendemos trasladar esos puntos de vista a esta nueva manera de conectarnos.

Los saludamos y nos saludamos.

LA CATEDRA



Docentes de la Cátedra

Profesor Titular: RAJLAND, BEATRIZ

Profesor Adjunto: CAMPIONE, DANIEL ALBERTO
Profesor Adjunto: HALAMAN, JUAN GREGORIO
Profesor Adjunto: UNZUÉ, MARTÍN
Jefe de Trabajos Prácticos: BELARDO, MARCELA BEATRIZ
Jefe de Trabajos Prácticos: COSTANTE, LILIANA BEATRIZ
Jefe de Trabajos Prácticos: ECHARRI, ROSANA
Jefe de Trabajos Prácticos: GARCIA, CARLOS HERNAN
Jefe de Trabajos Prácticos: GONZALEZ, GUSTAVO DAMIAN
Jefe de Trabajos Prácticos: PITA, FERNANDO DANIEL
Ayudante 1°: BENENTE, MAURO
Ayudante 2°: CARROLI, MARIANA
Ayudante 2°: GRABOIS, JUAN
Ayudante 2°: JEGIER, MARIANO ANDRES

Comisiones de la Cátedra:   
  Comisión 6260: Lu. y Ju. - 08.30 a 10.00 hs.
  Comisión 6261: Ma. y Vi. - 8.30 a 10.00 hs.
  Comisión 6262: Miércoles - 8.30 a 11.30 hs.
  Comisión 6263: Miércoles - 10.00 a 13.30 hs.
  Comisión 6264: Lu. y Ju. - 15.30 a 17.00 hs.

 

 

Facultad de Derecho - Universidad de Buenos Aires - Argentina

Pagina nueva 1