Usuario registrado

Usuario: 

Clave: 

 

 

Información Cátedras dadas de alta

<atras

 

Carrera Abogacía

 
Departamento: Derecho Económico y Empresarial
Asignatura: Finanzas Públicas y Derecho Tributario
Catedra: Catalina García Vizcaíno

Editorial

     Bienvenidos al Portal y a las Comisiones de esta cátedra de Finanzas Públicas y Derecho Tributario. 

     Espero que la presente vía de comunicación con los alumnos constituya un canal ágil para mejorar el resultado del trabajo de todos los docentes que la componemos, consistente en el logro de un óptimo nivel académico en los futuros profesionales que nos elijan para sus estudios.
     La meta es, entonces, procurar la mayor eficacia, eficiencia y excelencia en la tarea educativa, para lo cual uno de los instrumentos de que nos valemos es mantener el sitio actualizado, y de utilidad para el alumnado y cuerpo docente.
     Resulta primordial conocer las valiosas opiniones y sugerencias de los estudiantes, ya que considero que el alumno constituye el centro del proceso de enseñanza-aprendizaje. Por ello, suministro mi dirección personal de e-mail: cgvizcaino@fibertel.com.ar
     Asimismo, los profesores a cargo de las comisiones realizarán encuestas anónimas, al finalizar el curso, y con posterioridad a la entrega de las notas.
     Deseo a los alumnos de esta cátedra los mejores éxitos profesionales y personales.
     Gracias por elegirnos.

     El primer curso a mi cargo como Profesora Titular tiene lugar en el año 2010, del bicentenario de la Revolución de Mayo y en que se cumplen 50 años de funcionamiento del Tribunal Fiscal de la Nación, organismo jurisdiccional en el que, a poco de recibirme de abogada (con Diploma de Honor a los 21 de años de edad en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires) comencé a desempeñarme como relatora (cuando actuaba como tal me doctoré en derecho y ciencias sociales con calificación de sobresaliente a los 24 años de edad), luego secretaria letrada, secretaria general y, posteriormente, por concurso público fui designada Vocal, cargo éste que desempeño ininterrumpidamente desde el 26/7/1985. 
     El Tribunal Fiscal de la Nación es un organismo jurisdiccional que tiene por finalidad proteger a los contribuyentes, demás responsables y sancionados frente a la Administración Federal de Ingresos Públicos, en lo que hace a su conformación por la Dirección General Impositiva y la Dirección General de Aduanas, ya que no es competente respecto de las resoluciones dictadas por la Dirección General de los Recursos de la Seguridad Social. Constituye un freno para cualquier posible desborde del personal de fiscalización de estos entes, porque para recurrir ante el Tribunal Fiscal de la Nación no es menester el previo pago de la suma intimada. Fue creado a semejanza, entre otros, de la Tax Court de los Estados Unidos de América.
     Actualmente a nivel internacional funciona la Asociación Iberoamericana de Tribunales de Justicia Fiscal o Administrativa (AIT), organismo internacional creado en 1996 en San Juan de Río, Querétaro, México, integrado por doce tribunales de Argentina, Brasil, Costa Rica, Colombia, Ecuador, El Salvador, España, México, Perú, Portugal, República Dominicana y Uruguay. Realiza asambleas bianuales en las sedes de los países miembros. Su organización funciona a través del enlace de una Secretaría Ejecutiva, que coordina las actividades; tiene su sede en la ciudad de México. Desde el 7/11/2008 Bolivia participa como invitado.
     El Tribunal Fiscal de la Nación cumple con una valiosa función de interpretación de las normas tributarias y de creación jurisprudencial, avalada por la especialización de sus miembros, que se traduce en el perfeccionamiento de la recaudación y que tiende, indudablemente, al progreso del derecho tributario en general.
     Al Tribunal Fiscal de la Nación mi cálido homenaje por estas líneas, en agradecimiento por la formación recibida que, con gran vocación docente, he procurado y seguiré tratando de transmitir mediante las clases y los libros.
     Cabe agregar que varios alumnos de mis cursos como entonces Profesora Adjunta de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (y como Profesora Titular de otras universidades) ingresaron y actualmente se desempeñan en el Tribunal Fiscal de la Nación.
     Se debe resaltar que el año 2010 es conmemorativo de la consagración de libertades: la libertad política que significa la Revolución de Mayo de 1810, y la que implica el respeto a las libertades y garantías de los contribuyentes, demás responsables y sancionados por infracciones impositivas y aduaneras en virtud de la creación del Tribunal Fiscal de la Nación, que comenzó a funcionar el 28/4/1960 y al que se la adicionó la materia aduanera en el año 1963.
     Por otra parte, en 2010 se cumplen cien años del regreso a la Casa del Padre de uno de los más destacados profesores de la materia Finanzas Públicas de la Universidad de Buenos Aires y ministro de Hacienda, como lo ha sido José A. Terry, cuya obra Finanzas es de cita obligada para los docentes de la asignatura por los principios clásicos que sustenta en gastos públicos, recursos públicos, presupuesto, crédito público. Si bien el prólogo de la obra figura datado en 1911, esa fecha fue puesta por su autor y se prefirió dejarla, pese a que lo sorprendió repentinamente la muerte el 8 de diciembre de 1910. Dicha obra está elaborada sobre la base de las conferencias (clases) que dictaba este profesor, luego ampliadas en el libro, en el que incorporó el estudio del crédito público, ya que no tuvo tiempo de dictarlo en los nueves meses programados. Además, Terry tuvo gravitante importancia en el debate parlamentario de fines de 1894 sobre la constitucionalidad de los impuestos internos.
     El estudio de las obras modernas sobre el análisis de la Ley de Administración Financiera y Sistemas de Control del Estado (ley 24.156 y modif.) ha de efectuarse sin mengua de los principios que la doctrina clásica supo construir afanosamente, entre los que se encuentra la obra de Terry.
     En cuanto al Derecho Tributario, destaco que acertadamente explicaba Hensel que, además del derecho tributario material y del derecho tributario administrativo, la “exposición sistemática del derecho tributario debe ocuparse también del derecho tributario penal y del procedimiento tributario penal (ambas materias presentan particularidades en comparación con el derecho y con el proceso penal)”, así como debe tratarse el derecho tributario constitucional y el derecho tributario internacional (HENSEL, Albert, Derecho Tributario, Nova Tesis, Buenos Aires, 2004, ps. 65/67, 91 y 97).
     Con distintos enfoques también preconizaron tal unidad del derecho tributario Dino JARACH (Finanzas públicas y derecho tributario, Cangallo, Buenos Aires, 1989)  y Carlos María GIULIANI FONROUGE (Derecho financiero, 9ª edición actualizada por Susana Navarrine y Rubén Asorey, La Ley, Buenos Aires, 2004).
     En ese orden de ideas, considero que el derecho tributario es un género que incluye ciertas especies (o un sistema que comprende varios subsistemas), como: el derecho tributario constitucional, el derecho tributario interestadual, el derecho tributario material o sustantivo, el derecho tributario formal, el derecho tributario penal, el derecho tributario procesal, el derecho tributario internacional y el derecho tributario comunitario. Todas estas especies conforman la parte general del derecho tributario.
     A fin de lograr un conocimiento sistemático del derecho tributario, deben comprenderse en él todas las disciplinas mencionadas. Lo contrario importaría cercenar arbitrariamente esta rama jurídica (conf. GARCÍA VIZCAÍNO, Catalina, Derecho Tributario, Tomo I, ps. 182/183, 4ª edición ampliada y actualizada, AbeledoPerrot, Buenos Aires, 2009).
     Comúnmente se utilizan las denominaciones de derecho constitucional tributario, derecho penal tributario, etc., lo que no debe conducir a una segregación de contenidos del derecho financiero y del derecho tributario a favor sólo del derecho constitucional, del derecho penal, etc. Ello no excluye los estudios valiosos y enriquecedores puntos de vista de constitucionalistas, penalistas, etc., sino que corresponde integrarlos en la construcción de un sistema sólido del derecho tributario dentro del derecho financiero, que comprenda el prisma constitucional para el análisis de sus disposiciones (v.gr., leyes impositivas, normas que confieren poderes al Fisco para la verificación y fiscalización), así como el examen de las particularidades procesales en materia tributaria y la sistemática de delitos e infracciones tributarios.
     El poder tributario no puede destruir derechos esenciales de la persona humana, ni principios e instituciones jurídicas básicas (como la propiedad, la familia, la autonomía contractual), ni tornar ilusorias las libertades que derivan del art. 14 de la CN; debe respetar el sistema constitucional republicano y liberal. Justamente para ello es que propicio que el derecho tributario constitucional sea rama específica del derecho tributario, de modo que todas las disposiciones de éste se interpreten con el adecuado prisma constitucional. Las leyes y las disposiciones de ellas derivadas deben tener un contenido razonable, justo, valioso, en armonía con los principios, declaraciones y garantías que surgen explícita o implícitamente de la CN.
     El derecho tributario procesal (comúnmente llamado derecho procesal tributario) comprende un sector del derecho caracterizado por incluir instituciones de derecho procesal civil —v.gr., en lo que respecta a los procedimientos en que sean ventilados aspectos de las obligaciones tributarias, y del derecho tributario material o sustantivo, en general—, de derecho procesal penal —en la materia sancionatoria—, de derecho procesal administrativo —aplicación supletoria, en ciertos casos, de la Ley de Procedimientos Administrativos y su reglamentación—, pero presenta principalmente caracteres propios, puestos de manifiesto por las regulaciones contenidas en ordenamientos específicos, como son, en el ámbito nacional, la ley 11.683 (t.o. en 1998 y modif.), el Código Aduanero y sus normas reglamentarias (dec. reglamentario de la citada ley 11.683 y Reglamento de Procedimiento del Tribunal Fiscal de la Nación).
     Por otra parte, si bien el derecho tributario penal pertenece al derecho tributario, no cabe duda del carácter penal de sus disposiciones (la idea penal se encuentra en todo el derecho), aunque presenta características propias, especialmente, en la materia infraccional. En cambio, en el ámbito relativo a delitos se aplican en toda su amplitud los principios y reglas del derecho penal común. De allí que se puede subdividir al derecho tributario penal en: a) derecho tributario infraccional; b) derecho tributario delictual.  
    Al derecho tributario formal, procesal y al derecho tributario penal me he referido in extenso en el tomo II de mi libro Derecho Tributario, cuya cuarta edición data de 2010.

Programa de la materia
     El programa esta disponible en la solapa del margen izquierdo.

Métodos de enseñanza
     Las clases son expositivo-dialogadas y teórico-prácticas. Se ha de procurar que el alumno desarrolle criterios jurídicos en el ámbito del derecho financiero en general y del derecho tributario en particular.
     El profesor será el guía que desarrolle los temas claramente y en profundidad, a fin de lograr un aprovechamiento máximo del tiempo asignado al dictado de clases.
     Se recurre al método de casos y al uso de modernas técnicas como el rol playing, por el cual los alumnos se organicen como jueces, defensores y fiscales, incentivándolos en la fundamentación jurídica.
      Procuramos el aprendizaje activo: el alumno se transforma en protagonista de su propio aprendizaje, porque el profesor busca, entre otras cosas, que:
a)  adquiera los conocimientos ejerciendo su propio sentido crítico y los relacione con los conocimientos que posee;
b)  desarrolle sus capacidades intelectuales más complejas (analizar, abstraer, extrapolar, resolver problemas, etc.);
c)  genere actitudes y pensamientos creativos;
d)  evalúe su proceso de aprendizaje, tomando conciencia de sus avances y dificultades.
Podrán ser programadas visitas, entre otros, al Tribunal Fiscal de la Nación, para que los alumnos tomen contacto con la realidad.

 
Sistemas de evaluación 
      Corresponde tener en cuenta la participación del alumno que demuestre su lectura previa de los contenidos, especialmente en los cursos que no sean numerosos.  
      Conforme a la modalidad de los profesores a cargo de los cursos, también se evaluarán las monografías o trabajos que requirieren.
      Se aplica el Reglamento General de Cursos de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires.

Historia de la materia
     A este respecto es ilustrativo el editorial del sitio web de cátedra que el Dr. José Osvaldo Casás publicara como entonces Profesor Titular (actualmente Profesor Emérito).  



Docentes de la Cátedra

Profesor Titular: GARCÍA VIZCAÍNO, CATALINA

Profesor Adjunto: BENARROCH, MARINA GRACIELA
Profesor Adjunto: BILLARDI, CRISTIÁN J.
Profesor Adjunto: GARCIA PRIETO, HORACIO
Profesor Adjunto: HÖRISCH, GISELA
Profesor Adjunto: LUCIOLI, ESTELA RAQUEL
Profesor Adjunto: LUDUEÑA, GABRIEL ESTEBAN
Profesor Adjunto: QUEIROLO, DIANA MARÍA
Profesor Adjunto: REVILLA, PABLO JOSE MARIA
Profesor Adjunto: VIDAL, GLADYS VIVIANA
Profesor Adjunto: VIDAL QUERA, GASTÓN FRANCISCO
Jefe de Trabajos Prácticos: FERNANDEZ, VANINA V
Ayudante 1°: SIERRA, MARÍA EUGENIA
Ayudante 2°: CREIXENT LABORDE, MARÍA DEL ROSARIO
Ayudante 2°: CUESTAS, MARÍA EUGENIA
Ayudante 2°: GUTIERREZ, LUCAS
Ayudante 2°: MATTAROLLO, MARIANA
Ayudante 2°: SANZ, JOSEFINA
Ayudante 2°: VELO, LAURA
Ayudante 2°: ZURRO, MARIA BELEN

Comisiones de la Cátedra:   
  Comisión 9420: Lu. y Ju. - 10.00 a 11.30 hs.
  Comisión 9421: Miércoles - 17.00 a 20.00 hs.
  Comisión 9422: Miércoles - 17.00 a 20.00 hs.

 

 

Facultad de Derecho - Universidad de Buenos Aires - Argentina

Pagina nueva 1